Leyes y derechos en Australia

En Australia, los gobiernos, el federal y los seis estatales, incluyen un poder judicial.

Australia
Estados y territorios de Australia.

En ambos niveles, esta institución privilegia los derechos fundamentales de justicia procesal e igualdad de todos los ciudadanos ante la ley.

El poder judicial es responsable por la interpretación y la aplicación de las leyes. Los jueces actúan de manera independiente del gobierno en el desempeño de sus obligaciones.
La Constitución Nacional y las leyes federales rigen por encima de cualquier ley estatal que sea incompatible.

La constitución australiana, vigente desde 1901, define las responsabilidades del Gobierno Federal, que incluyen las relaciones y comercio exterior, la defensa y la inmigración. Los gobiernos de los estados y territorios son responsables de todas las cuestiones no asignadas al “Commonwealth” (Comunidad Británica de Naciones).

La constitución sólo puede modificarse por referéndum, siempre que exista mayoría en la totalidad de la nación y en al menos cuatro de los seis estados. De 42 propuestas a referéndum presentadas desde el inicio de la federación sólo se han aprobado ocho.

De forma similar a la Constitución Federal, las leyes de los estados se originan en leyes promulgadas por el Parlamento Británico. Sin embargo, el poder para cambiar las constituciones estatales reside en los parlamentos estatales y no requieren un referéndum.

Todo lo que se diga en el parlamento puede declararse como justo y preciso, sin temor a un juicio por difamación. Las luchas parlamentarias y los debates son transmitidos masivamente por los medios de comunicación. Esto ha dado al gobierno australiano la reputación de estar consolidado a través del debate público y ha reforzado el Poder Ejecutivo.

La aplicación de la justicia

La constitución australiana proporciona unas garantías expresas de derechos individuales y civiles, sin embargo, como regla general, la protección de esas libertades queda de parte de los parlamentos federales y estatales y de los tribunales en la aplicación del derecho consuetudinario.

Los tribunales tienen como responsabilidad fundamental la aplicación de la justicia: deciden si se ha cometido una infracción a la ley y la pena que deberá aplicarse a la persona declarada como culpable del delito.

En algunos casos la administración de la justicia la hará directamente un magistrado, quien dictará la sentencia. Sin embargo, en otros casos será un jurado de ciudadanos el que tomará la decisión, bajo la orientación de un juez.

En todas las circunstancias, el acusado es considerado inocente hasta que sea declarado culpable más allá de toda duda razonable. El acusado tiene derecho a ser representado por un abogado.

El máximo tribunal de Australia es la Corte Suprema (High Court) el cual representa la última instancia de apelación para todos los litigios.

Además, la Corte Suprema tiene la responsabilidad de interpretar la constitucional nacional. La Corte Suprema puede decidir si una ley es inconstitucional, es decir, es decir, si debe quedar sin efecto.

Los delitos en Australia

El orden social en Australia se consigue por medio de la aplicación estricta de las leyes.

Las leyes australianas son promulgadas por los parlamentos (el federal y los estatales y territoriales). Los tribunales se encargan de decidir si una persona cometió un delito y cuál será su pena. La policía, por su parte, mantiene la paz y el orden en la calles y se encarga de llevar ante los tribunales a las personas que se presuma que han quebrantado la ley.

Todos los residentes de Australia, sean ciudadanos australianos o residentes permanentes, deben respetar y acatar las leyes del país o enfrentarse a la posibilidad de enjuiciamiento penal o civil.

Al mismo tiempo, para mantener la armonía y la paz comunitaria, se espera que los ciudadanos respeten los principios, los valores y las costumbres sociales comunes de los australianos, aunque no sean una obligación legal.

En tal sentido, es importante que los recién llegados conozcan sus obligaciones y derechos y mantengan una conducta de respeto hacia las costumbres informales de la comunidad en la que se establezcan.

En Australia, algunos de los comportamientos que son considerados como delitos, civiles o penales, son los siguientes:

– Asesinato, ataque, agresión sexual, tener relaciones sexuales con jóvenes menores de la edad consensual legal, pedofilia, violencia contra personas o propiedades, robo a mano armada.

– Violencia en el hogar, definida como cualquier acto por el cual la víctima puede sufrir o temer maltrato o daño físico, sexual o psicológico, relaciones sexuales forzadas, aislamiento forzado o privación económica.

– Realizar prácticas religiosas o rituales que incluyan mutilaciones o cualquier tipo de violencia o agresión física.

– Suministro o posesión de drogas ilícitas, especialmente producir, suministrar o venderlas. El tabaquismo y el consumo de bebidas alcohólicas no son actividades ilegales, pero están sujetas a muchas restricciones en la vía pública. Vender tabaco o bebidas alcohólicas a menores de 18 años es un delito.

Cabe mencionar que fumar está prohibido en las oficinas del gobierno, los hospitales, lugares de trabajo, restaurantes, clubes nocturnos, bares, escuelas y centros comerciales. Además, en algunos estados y territorios también está prohibido fumar en algunos lugares públicos al aire libre.

– Desobedecer las leyes de tránsito o cometer infracciones de tránsito. Por ejemplo, pasar el límite de velocidad máxima permitida, conducir bajos los efectos del alcohol, conducir y hablar por celular al mismo tiempo, no llevar el cinturón de seguridad, transportar a un niño o bebé sin el dispositivos de seguridad aprobados (silla de bebé).

– Maltratar o descuidar a los animales, tanto los de compañía como los silvestres. Esto incluye violar las leyes de caza y pesca y matar animales dentro de propiedades ajenas. Asimismo, hay restricciones sobre el tipo de mascotas que se pueden tener en casa.

– Portar armas como cuchillos o armas de fuego. Toda persona que desee tener su propia arma de fuego para fines tales como caza, tiro deportivo y para uso en propiedades agrícolas debe obtener una licencia. Es ilegal tener un arma sin licencia y sin ser titular de una licencia.

– Tirar basura en la vía pública, contaminar o tirar residuos sin permiso.

– Hacer ruido excesivo o que perturbe a la comunidad.

En Australia no existe la pena de muerte.

Link: http://goo.gl/xyokQb

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s